Eventos

REBECA LANE ESTRENA SU ÁLBUM “OBSIDIANA” EN CIUDAD DE MÉXICO

Por: Elisa Martínez y Karen Navarrete

El pasado sábado 14 de abril, la rapera feminista Rebeca Lane dio un concierto en La Bipo San Ángel, en la Ciudad de México para presentar su nuevo álbum titulado Obsidiana, en compañía de la DJ mexicana Panchita Peligro y bajo la organización de la casa productora Sujetos del Verbo.

(Si quieres ver el concierto completo da click aquí)

IMG_9474
Rebeca Lane. Foto: Elisa Martínez

La función inició en punto de las 20:30 hrs. con los poderosos poemas de Cinthya Franco en compañía de Abril en la voz, Bruno en el beat box y Marco en la trompeta. Cinthya incitó a las 200 mujeres presentes a gritar juntas “¡No tengo miedo!”, con la finalidad o con el objetivo de suscitar el empoderamiento femenino.

Al finalizar la puesta en escena de la agrupación, Panchita Peligro hizo sonar una pista que contenía un discurso de protesta para darle entrada a Rebeca Lane:

“Nunca más perderemos la cabeza, porque no somos criminales, somos mujeres que no somos delincuentes, somos mujeres que amamos la vida que defendemos los ríos, defendemos las montañas, defendemos la fe de la vida, defendemos a la madre tierra […]”

Al salir Rebeca Lane al escenario el público, en su mayoría mujeres feministas, gritó y bailó al ritmo de la primera canción del nuevo álbum, la cual dedicó a la lucha de las mujeres del Ejército Zapatista de Liberación Nacional:

“Con la energía de las mujeres zapatistas […] Así como defendemos la tierra defendemos los cuerpos de las mujeres, nuestro cuerpo es nuestro primer territorio de defensa, mi cuerpo es mi primer territorio de defensa”, dijo la rapera.

Rebeca confesó que México es el segundo público que escucha Obsidiana, el sexto álbum de su carrera, en donde su nueva propuesta rítmica varía géneros como el hip hop, cumbia y música wayra, un estilo originario de Los Andes. También contó sobre la colaboración de la Marimba Contemporánea de Guatemala y con el rapero guatemalteco Saki, esto con la finalidad de recuperar y reconocer las raíces latinoamericanas.

“Yo creo que en este disco [Obsidiana] la búsqueda de [el álbum anterior] Alma Mestiza ya es más profunda, ya es buscar un hip hop que suene a nosotras, buscar lo que suena en estas tierras, buscar los sonidos propios y los nuestros para crear una propuesta estética desde nosotras, no copiando lo que pasa en el norte que es usualmente lo que siempre hacemos. […] Es un disco en el que yo he crecido mucho porque también estoy relatando mi aquí y mi ahora, y que gracias a la música he podido ir sanando mucha de la rabia y el dolor que tenía adentro, entonces nace una necesidad de hablar desde ese proceso de sanación”.

IMG_9509
Panchita Peligro y Rebeca Lane. Foto: Elisa Martínez

Obsidiana cuenta con ocho canciones entre las que se encuentra “Llora el cielo”, una canción que Rebeca escribió una semana después de que el Estado de Guatemala asesinara a 41 niñas con un incendio en el albergue de menores “Hogar Seguro Virgen de la Asunción” el 8 de marzo de 2017; mismo mes en el que un hombre atropelló a 13 estudiantes que se manifestaban afuera de su escuela por irregularidades institucionales, días después anunciaron el fallecimiento de Brenda Domínguez, nombre que fue mencionado por la rapera durante el concierto.

Posterior a la presentación de su nuevo álbum, Rebeca continuó con el concierto interpretando sus canciones más exitosas como “Reina del Caos”, la cual dedicó a la población mexicana en su contexto pre-electoral.

“Perdonen si arruino esta fiesta patria,

esto no es democracia más bien una falacia.

No tienen eficacia las falsas elecciones,

el falo que gobierna sólo son las erecciones.

De un pueblo sin memoria, que no lee historia”

Otra canción emblemática que interpretó fue “Ni una menos”. Al finalizar la canción, la audiencia comenzó a gritar la consigna característica de las marchas contra los feminicidios: “¡Ni una más! ¡Ni una más! ¡Ni una asesinada más!”. Rebeca continuó interpretando “Mujer Lunar”, la cual fue coreada entre lágrimas por las mujeres que se encontraban en el público.

Después de interpretar “Bandera Negra”, “Corazón Nómada”, “Libre, Atrevida y Loca”, “Alma Mestiza”, entre otras canciones; Rebeca se despidió del escenario bailando y cantando al ritmo de “Mano Arriba” en punto de las 11:00 pm, después de prometer que volverá a México en unos meses junto con las activistas y raperas mexicanas Nakury y Audry Funk.

Eventos

LA OTREDAD LLENA DE VELADORAS EL SALÓN BOLIVAR

Por: Karen Navarrete

_MG_7993.JPG
La Otredad. Foto: Karen Navarrete

Este jueves 5 de abril participó la agrupación de raperas “La Otredad” en el evento organizado en el Salón Bolívar donde también se presentaron los raperos Akil Ammar, D-Brayone, Barrio Balam, Chilam BaRap, Skret Ceacje, Doble Estilo, 0’$ & Dilla B y Doble Estilo.

29467998_2124141960944355_8430234170197803008_n
Cartel del evento difundido en Facebook

Entre la participación de los hombres, La Otredad, la única agrupación de mujeres raperas, destacó desde que subió al escenario y comenzó a colocar diversos objetos en el estrado. Distribuyeron zapatos de tacón en las bocinas y monitores que se encontraban enfrente de la tarima, cada par acompañado de veladoras. Además, para acompletar la puesta en escena, amarraron en el fondo una bandera color violeta (el color representativo del movimiento feminista) con el mensaje “NI UNA MENOS”, un símbolo siempre presente en las marchas contra los feminicidios.

Quisimos hacerlo porque representa esas ausencias constantes en la ciudad”, aclara Cabra Frenesí, “sobre los zapatos, es lo que muchas veces se encuentra antes que un cuerpo en el caso de las desapariciones forzadas. Para mí también es una invitación a la empatía, ponernos en los zapatos de les otres.

_MG_7888.JPG
Zapatos de mujer y veladora en Salón Bolivar, acción de protesta por feminicidios. Foto: Karen Navarrete

Por otra parte, Mina afirmó que “quería remarcar el reciente feminicidio de la profesora [Graciela Cifuentes] y su hija [Gatziella Sol Cifuentes Pezuela], por ello que fuesen zapatos femeninos”. Acto aunado a la petición de guardar silencio 10 segundos durante el concierto por el feminicidio de ambas mujeres, y por todas las que han sido asesinadas en crímenes de odio por razones de género.

“Grace” y “Gatzy” era como llamaban con cariño las personas cercanas a Graciela Cifuentes Gómez Pezuela, amante de la cocina, fotógrafa y académica de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), y a Gratziella Sol Cifuentes Pezuela, estudiante de la Facultad de Arquitectura de la misma institución. Ambas se encontraban en el proceso de reconstrucción de su vivienda, ubicada al poniente de la Ciudad de México, tras las afectaciones causadas por el sismo del 19 de septiembre de 2018.

El 15 de marzo del año en curso se reportó un incendio en el hogar de la familia Cifuentes, al poco tiempo las investigaciones dieron a luz el asesinato brutal que precedió al fuego ocasionado intencionalmente para borrar evidencias. No fue hasta 15 días después, que ante la incompetencia de las autoridades correspondientes, sus familiares se vieron en la necesidad de difundir el caso por redes sociales para ejercer presión mediática para que el crimen sea resuelto con el protocolo específico en caso de feminicidios.

carta tia feminicidio
Carta escrita por Cleila Cifuentes, hermana de Graciela y tía de Sol. Fuente: Las Aparecidas

La familia de Graciela y Sol no ha sido la única en México que ha tenido que recurrir a difundir y exponer el caso de alguna persona violentada por razones de género en redes sociales para exigir justicia. En un país donde los feminicidios reconocidos como tal por las autoridades representa menos del 40% de los casos, donde los comunicados oficiales de la Procuraduría General de Justicia arrojan que la institución “no ve una razón de género” en más de la mitad de los asesinatos violentos a mujeres, “la reunión de gente, la fiesta, es un gran pretexto para cuestionar la realidad, y de aportar algo”, aseguran las raperas de La Otredad.

_MG_7892
Bandera violeta con la leyenda “NI UNA MENOS #VivasNosQueremos” en Salón Bolivar, acción de protesta por feminicidios. Foto: Karen Navarrete

Con un público aproximado de 300 personas, el evento consistió en la participación de raperos y raperas que difunden su música de manera independiente, algunas agrupaciones utilizaron el espacio para visibilizar diversas problemáticas sociales, como Chilam BaRap que hacía incapié, entre canciones y en el contenido de sus líricas, de rescatar nuestras raices e interpretó algunas canciones en nahuatl, La Otredad que cuestiona en sus discursos y canciones el sistema patriarcal, entre otras agrupaciones que narraban historias personales que derivan en lo colectivo.

 

 

 

 

 

 

Investigadoras

FEMINISMO, CULTURA Y POLÍTICA. PRÁCTICAS IRREVERENTES

Reseña

Por: Karen Navarrete

Feminismo, cultura y política. Prácticas Irreverentes, es un libro colectivo coordinado por la Dra. Mónica Cejas, profesora investigadora de la Maestría en Estudios de la Mujer y del Doctorado en Estudios Feministas de la Universidad Autónoma Metropolitana, Unidad Xochimilco (UAM-X), fue publicado en diciembre de 2016, editado por ITACA.

Consta de una compilación del trabajo realizado durante tres años por la Dra. Mónica Cejas y sus ocho estudiantes egresadas de la maestría y doctorado. Ana Lau Jaiven, Daniela Villegas, María Teresa Garzón, Claudia Soledad, Luiza Rocha, Merarit Viera, y Luisa Hernández, forman parte de este trabajo colectivo basándolo en la teoría del punto de vista feminista como base epistemológica para investigar y generar conocimiento.

9786072809895.jpg
Portada del libro: Feminismo, cultura y política. Prácticas Irreverentes

El común denominador de los textos recopilados son las prácticas culturales realizadas por mujeres como un acto irreverente, es decir, que desafían el temor a la figura masculina dominante.

El libro da a conocer distintas manifestaciones culturales subversivas como las letras de las canciones de las rockeras tijuanenses y defeñas, las colectivas de graffiteras, la Marcha del Orgullo en Sudamérica en 2015, el trabajo fotográfico de Zanele Muholi, la escritura de Gabriela Mistral, el personaje de “La Llorona”, el primer número de la revista “La Hoguera”, la figura de “Dorotea” en la serie “Remains of the Day”, además de la historia del feminismo en México.

En el primer capítulo, Ana Lau Jaiven plantea cuál es la esencia del feminismo por medio de su origen, historia y desarrollo, más allá de una definición corta, hace un recuento de las distintas corrientes del movimiento feminista desde la década de los setentas hasta la actualidad.

Posteriormente, Daniela Villegas desdobla las significaciones detrás de “Dorotea”, figura basada en la historia del “Mago de Oz”, la cual rompe con el patrón de comportamiento de otros íconos femeninos de la cultura popular estadounidense por utilizar lo “grotesco” como estrategia disruptiva y ser un personaje femenino que construye su propio destino. Además, lo que complementa su análisis es la forma en la que lo relaciona con el contexto en el que se encontraba Latinoamérica del año 2005 al 2007, periodo en el que fue televisada la serie.

María Teresa Garzón plantea porqué el lamento del personaje clásico de la cultura popular latinoamericana “La Llorona”, y su representación en la música, el cine y la literatura, es interpretado como una forma de resistencia a través de su silencio, dando apertura a un espacio político.

Claudia Soledad, en el cuarto capítulo, explica por qué la “escritura recadera” de Gabriela Magistral, y su posicionamiento como mujer mestiza, cuestiona las ideas patriarcales de su época e irrumpe en la escena de los hombres ilustrados modernos.

Por otra parte, Mónica Cejas desglosa la cultura del poder y el poder en la cultura por medio del relato histórico en Sudáfrica sobre de la primera Marcha del Orgullo de 2015 y su relación con el activismo visual de la fotógrafa Zanele Muholi que visibiliza lo que sale de la heteronormatividad.

Rompiendo con los métodos epistemológicos tradicionales, Luiza Rocha, se situa dentro de la investigación académica conjugando su experiencia individual con la experiencia colectiva que marcó el primer número de la revista “La Hoguera”, donde tiene un primer acercamiento con el concepto “cuerpa”, que deriva del planteamiento del cuerpo como territorio político.

Finalmente, Merarit Viera y Luisa Hernández hablan sobre las colectivas más representativas de México que utilizan el rock y el graffiti como una herramienta de protesta con la cual enuncian la situación social, político y cultural en la que viven las mujeres, en ambos textos expone a distintos grupos de mujeres que rompen los roles de género ya establecidos en los grupos en los que se desenvuelven.

Un libro de fácil lectura, pero de mucha documentación que deja una sensación a sus lectoras de rebeldía y genera interés para conocer a profundidad más sobre estas prácticas irreverentes.

Eventos

“MUSAS EN LAS NOTAS” EN MEZCALERÍA CULTURAL BINNIZÁ. LA OTREDAD, AMENIC MC POÉTIKA, DAYRA FYAH Y CAT LIRA

Por: Karen Navarrete

En el marco conmemorativo del Día Internacional de la Mujer, el pasado viernes 9 de marzo, se realizó por tercer año consecutivo el evento “Musas en las Notas” en el que participaron las raperas y cantantes mexicanas Dayra Fyah, Amenic Mc Poetika, Cat Lira y la colectiva La Otredad.

481A77C2-EFCE-4E02-8977-D0AC54A26988
La Otredad, Cat Lira, Amenic Mc Poetika y Dayra Fyah. Foto: Karen Navarrete

 

El evento se desarrolló en el centro cultural Binnizá, un espacio acogedor que enaltece la cultura mexicana y brinda difusión al trabajo de múltiples artistas independientes. Con un público conformado por sus redes de amistades, en su mayoría mujeres inmersas en la cultura del hip hop, dieron apertura al evento con la agrupación femenina La Otredad, integrada por Cabra Frenesí, Letras Grandes y Mina.

Ayer fue el día de la mujer pero yo creo que esta lucha es de todos los días y qué grato es ver a mujeres expresando sus sentires, y sobre todo, visibilizando las problemáticas actuales a través de la música”, mencionó Cabra Frenesí antes de iniciar su repertorio de canciones.

Amenic Mc Poetika seguida de Dayra Fyah continuaron con sus presentaciones, para culminar con la voz de Cat Lira. A pesar de la diversidad de sus voces y estilos musicales coincidieron en el contenido de las líricas que interpretaron, la mayoría de estás dan cuenta de las condiciones sociales, culturales y políticas en las que ellas mismas viven; algunas otras letras devienen de experiencias propias.

Al finalizar el evento, las raperas Dayra Fyah, Amenic Mc Poetika y La Otredad se sentaron junto al público en un ambiente relajado para charlar sobre sus experiencias dentro de la escena del hip hop.

Raperas

MARE ADVERTENCIA LIRIKA

Semblanza

Por: Karen Navarrete

La rapera feminista Mare Advertencia Lirika de origen zapoteca, nacida en Oaxaca, México, se ha caracterizado por ser pionera en su género en México por escribir canciones con líricas subversivas sobre la desigualdad social, y la violencia hacia las mujeres.

54b5924fde075

Mare Advertencia Lirika. Foto: Dioptría Studio

 

Su primer acercamiento al rap fue por medio de la poesía, que era una herramienta de protesta empleada por el movimiento magisterial en Oaxaca. En el año 2003, desafiando el contexto cultural de su ciudad natal decidió grabar su primer disco de hip hop. “Vengo de un lugar donde la música, o la tradición, es elitista porque solamente ciertos íconos folclóricos son los que se establecen“, asegura Mare.

Cuando hablamos de hip hop estamos hablando de toda una cultura, que implica no sólo la música, sino también el conocimiento de nuestra historia. La industria musical le quitó la reivindicación política a la propia cultura del hip hop, donde había mujeres desde el principio, donde había una historia de resistencia desde el principio, donde había cosas disidentes que se estaban haciendo escuchar y la industria se lo apropia y lo convierte ahora en productos.

Mare ha sido reconocida internacionalmente por tratar en sus letras temas subversivos y asumirse feminista. “El asumirte dentro del arte, el asumirte dentro de una postura política haciendo arte se vuelve también en una posición incómoda“, nos cuenta Mare*.

Vengo de un contexto donde el movimiento social tiene toda una historia donde se reconoce la resistencia de los pueblos y el rescate de la identidad y todo lo que se está haciendo contra las transnacionales, pero donde la agenda, donde nosotras entrábamos no existía.

En 2014 Mare se pronunció como feminista, confiesa que no fue un proceso fácil, sin embargo, ante los casos de feminicidio, secuestro, violaciones, leyes en contra del aborto, entre otros actos violentos hacia mujeres, comenzó a cuestionarse lo que le sucedía en el ámbito personal, encontrando una relación directa con lo social, entonces decidió emplear la palabra como una herramienta para denunciar todos estos actos. Cuenta que a través de la música ha podido deconstruirse como persona, recuperar la palabra, y así, poder escribir la historia desde otra perspectiva.

Ella asegura que el feminismo es un privilegio para algunas mujeres, sin embargo, para otras se ha convertido en una necesidad, por lo tanto, “lo tomamos como un derecho.” Una pregunta que constantemente le hacen a Mare es: ¿Por qué rap? Si es una escena misógina que habla y perpetúa conductas machistas. A lo que Mare responde: “a mí siempre me gusta cuestionar, ¿y qué parte de la cultura no lo es?

Mare Advertencia Lirika forma parte de la red de mujeres que por medio de sus prácticas culturales denuncian diversas problemáticas sociales, políticas y culturales. Ha colaborado con Krudas Cubensi, Alika, Cihuatl Ce, Guerrilla Queens, La Torita, Lucía Vargas, Karen Pastrana, Mujeres del Viento Florido, Hechi MC, Dinamita, entre otras.

No estamos inventando algo nuevo, sino justo estamos reinventando y construyendo de lo que ya existía, pero estamos también buscando la manera de apropiarnos, de reconstruir y de buscar nuevos espacios a partir de los que ya existen para nuestra propia existencia. Entonces yo creo que ese es el punto donde se une, o tiene un significado asumirse feminista y hacer rap.

 

* Información recopilada de la charla “Feminismo y Música” en el MUCA el pasado 8 de febrero de 2018.